Fabricados en aluminio lacado de poliéster para exterior e interior. De alta resistencia ante la corrosión. Fácil de limpiar y desmontar en caso de mantenimiento y reparaciones instalaciones sobre falso techo. Da múltiples ventajas frente a las soluciones tradicionales. Apto tanto para climas húmedos y fríos como para secos.